3/1/12

Ruta desde Canto Cochino a Collado de la Dehesilla (La Pedriza - Madrid)

La ruta que nos ocupa recorre aproximadamente 7' 5 kilometros y y nos llevo 1 hora y 34 minutos  (de tiempo en movimiento) para realizarla. Es un recorrido lineal con 428 metros de subida. El camino esta bien definido, no tiene complicaciones pero a partir de la mitad se estrecha flanqueado por maleza y el firme se vuelve irregular.

Entramos al parque natural de la Pedriza en su acceso por la carretera M-608, pasando por la caseta del guarda  para posteriormente dejar el coche en el primero de los parquings. En la parte inferior del parquing cruzaremos el puente sobre el rio Manzanares (en la imagen).

Continuamos paralelos al arroyo de la Majadilla hasta el refugio Giner de los Rios (en la fotografía). En el camino que sube al refugio se encuentra una fuente no tratada.

Cruzaremos el rio por el puente y nos encontraremos una explanada bajo el refugio, giramos hacia la izquierda para continuar por un camino marcado entre malezas. En la fotografía vemos los picos de "Los Pajaros" y "Las Buitreras".

Despues de caminar un rato nos encontraremos "El Tolmo", un gigantesco pedrusco facil de localizar debido a su tamaño.

Pasamos el pedrusco gigante y seguimos andando en el mismo sentido que hasta ahora, donde encontraremos otro camino entre malezas. A partir de aqui el camino se vuelve más irregular y en subida constante.

Finalmente llegamos al Collado de la Dehesilla (o Collado de la Silla), a 1453 metros de altura. Por fin podemos mirar al otro lado del macizo, viendo el pueblo de Miraflores de la Sierra.

Resguardandonos trás un pedrusco que cortaba el fuerte viento.

Aquel dia estabamos en "alerta amarilla" con rachas de viento a 90 kilometros por hora, pero en lo alto del collado su fuerza se multiplicaba debido a la forma de embudo del valle. ¡La mochila cargada rodaba por el suelo!

Volvemos a bajar hacia "Canto Cochino", la ruta esta parcialmente marcada como GR10.

A la vuelta nos encontramos con el camino lleno de ramas partidas y arboles caidos, fijaros como se doblaban los arboles con el viento, podiamos escuchar por todas partes el chirriar de la madera.

Hicimos una pequeña parada para hacernos un té caliente.

La lluvia está aun lejos, pero el viento consigue arrastrar las particulas de agua en suspension hacia nosotros.

Un tenue arcoiris, a partir de aquí guardo la camara para evitar mojarla.

1 comentario:

El Mansolea dijo...

Que pena de día, vaya viento, casi movía hasta las piedras. La Pedriza es un de esos lugares donde comencé mis excursiones por la sierra y de la que hice mis pinitos en la escalada. Un lugar que recomiendo conocer por ser un lugar único en España.

Salud